Cualquier empresa u organización tiene en su haber activos que se clasifican en diferentes formas, pueden ser circulantes por ejemplo, al tener activos corrientes dispone de forma inmediata ciertos recursos económicos y elementos que se convierten en efectivo como son las mercaderías o las deudas de los clientes. Estos tienen también un papel fundamental en la determinación del capital de trabajo y la relación de una empresa.

¿Qué es un activo circulante?

Un activo circulante es otro activo que una empresa predice convertir en efectivo o prevé consumir. Es posible liquidarlo por efectivo, normalmente en un año y se consideran al calcular si una empresa puede pagar pasivos a corto plazo.

En este tipo de activo se encuentran los bienes materiales como los productos que están esperando por venta, estos pueden ser muy variados y esto va a depender del tipo de organización. De igual forma, se pueden conseguir los componentes de diferentes procesos de producción de una empresa como los son las materias primas, maquinarias de producción y los productos semiterminados o ya terminados.

Estas son características que se relacionan directamente con las grandes empresas que producen y venden mercancías, que se pueden dividir según la existencia, administración y manejo

Ejemplos de activos circulantes en una empresa

 

  • Lana u algodón Es la materia prima para un fabricante de ropa o bien una mercadería.
  • Materia prima. Cualquier materia con la que se elaboren productos.
  • Gasolina. Es un bien de aprovisionamiento necesario para el giro de entregas
  • Libros y papelería. Es una mercadería para un editor.
  • Dinero en efectivo. Es el activo circulante de mayor disponibilidad.
  • Dinero en cuentas de bancos. De gran liquidez, es el segundo activo circulante de mayor disponibilidad.
  • Clientes. Los clientes son una fuente de ganancia para la empresa.
  • Inversiones a corto plazo. Cualquier tipo de inversión a corto plazo que se espere vender o convertir en efectivo dentro de los 12 meses posteriores a las fechas de presentación de informes debe clasificarse como activos circulantes.
  • Cuentas por cobrar: Son activos circulantes porque se cobran a corto plazo.
  • Refrigeradores. Son la mercadería de un fabricante de electrodomésticos.
  • Envases. Son la forma en que el producto se fracciona y llega al consumidor.
  • Paquetería. Además de los envases, todo el material de paquetería con que se distribuyen los productos forman parte de los activos.

Con importantes para una empresa porque indican el efectivo que tiene acceso una empresa durante 1 año al margen de las fuentes de terceros. Sirven para indicar cómo financia la empresa sus operaciones del día a día y la liquidez que tiene una empresa. Estos activos se pueden clasificar con un control de inventario de activos circulantes como el que Software Activos ha desarrollado.

Control de activos circulantes

La mayoría de las empresas privadas hoy en día tienen la necesidad de automatizar su proceso de inventario de activos fijos, así como la identificación de tal forma que le proporcione al área de Almacén y de Operaciones Logísticas el control de poder realizar conteos en lapsos más cortos de una forma rápida y segura, permitiéndole tener actualizado e identificado el stock de sus productos.