En una Empresa los Activos Fijos juegan un papel muy importante para la contabilidad y en este articulo te escribiremos como intervienen en un Balance de Situación.

En Software de Activos te decimos que es un Balance de Situación y como funciona.

El Balance de Situación es un documento o informe financiero que muestra los activos, los pasivos y el patrimonio neto con que cuenta tu empresa en un momento específico.

El activo muestra los medios económicos que dispones para realizar tu actividad. Es decir, muestra el conjunto de usos de fondos de tu empresa y cómo se están usando.

El pasivo y el patrimonio neto muestran los medios financieros con los que cuenta tu empresa. En otras palabras: el origen de los fondos con los que cuentas para financiarte. Según el Plan de Contabilidad General, aprobado en 2007, el pasivo y el patrimonio neto han de constar por separado.

El activo siempre tiene que sumar lo mismo que el pasivo y el patrimonio neto. De lo contrario, hemos hecho algo mal.

Activo = Patrimonio neto + Pasivo

Estructura del Balance de Situación

La estructura del balance está dividida en activos y pasivos. El activo recoge todos los bienes y derechos que posee la compañía. Más específicamente, los activos se dividen en inmovilizados (inversiones a largo plazo), existencias, realizables y disponibles.

En el pasivo se encuentran los fondos propios, exigibles a largo plazo y exigibles a corto plazo. Cada una de las partidas mencionadas incluye un número de sub-partidas. Éstas varían con el tamaño de la compañía, el tipo de sociedad y el régimen de contabilidad.

La importancia del balance de situación

El balance de situación, es como una radiografía del esqueleto de tu empresa. El balance de situación te proporciona información sobre la estructura de activos y pasivos:

Te indica la liquidez de los activos, esto es, la posibilidad de convertirlos en dinero a corto plazo (en menos de un año);
Te muestra la calidad de los pasivos, es decir, el periodo de vencimiento de tus deudas y obligaciones. Este puede ser a largo plazo (más de un año) o a corto plazo (menos de un año).
Por ejemplo, una mala situación financiera para tu empresa sería aquella en que dispones de muchos pasivos que vencen a corto plazo y poca liquidez en tus activos. Como no puedes transformar fácilmente tus activos en dinero a corto plazo, tu empresa dispone de menos dinero para afrontar el vencimiento de tus deudas a corto plazo.

Esta situación es muy común, por cierto, en momentos de crisis económicas.

Como el Balance de Situación es un documento público que muestra tu empresa al desnudo, su importancia radica, entre otras cosas, en captar inversores potenciales. O en disuadirlos si tu negocio se encuentra en un estado dudoso de solvencia.

Piensa que el balance de situación muestra el músculo financiero de tu empresa para afrontar situaciones de crisis y da señales de su potencialidad de crecimiento en el futuro.

En Software de Activos Fijos concluimos que el balance de situación te sirve de base para tomar decisiones de futuro. Es decir, para saber cómo invertir tus recursos y si tienes recursos suficientes para invertir.

Más concretamente: con el balance de situación puedes valorar la riqueza que posee tu negocio; conocer tu patrimonio acumulado; analizar las inversiones que has realizado y los niveles de endeudamiento; determinar tus necesidades de capital de trabajo (dinero para pagar las nóminas, la renta, la luz, el teléfono, etc.).

En definitiva, el balance de situación sirve para saber si tu empresa tiene una estructura sólida o no, recuerda que un buen Control de Activos Fijos siempre sera de ayuda para tu Empresa.