En Control de Activos Fijos queremos que estés informado sobre todos los temas que se relacionan con el mismo y hoy escribimos sobre los Activos Fijos Intangibles su concepto y ejemplos.

Un activo intangible es definido por su propio nombre, es decir, no es tangible, no puede ser percibido físicamente. El activo intangible es, por tanto, de naturaleza inmaterial. Por ejemplo, el valor de una marca, que no puede ser medido de manera física.

Se tiene en cuenta en la contabilidad porque posee la capacidad de generar beneficios económicos futuros que pueden ser controlados por la entidad económica.

Clasificación de activos intangibles
Por lo general, se suele decir que los intangibles son activos identificables, de carácter no monetario y sin apariencia física. Sin embargo, pueden no serlo o tener otras muchas características. Por ello, los activos intangibles se clasifican en:

  • Según su posibilidad de tener identidad propia

Identificables: marcas, derechos de autor, licencias de uso, etc.
No identificables: publicidad, gastos de organización, etc.

  • Según su forma de incorporación:

Adquiridos (intercambio con terceros): concesión, franquicia.
Desarrollados por la propia entidad: gastos de desarrollo.

  • Según su posibilidad de venderlos por separado:

Vendibles por separado.
No vendibles por separado.

  • Según su plazo de vida legal:

Limitada por ley o contrato: patentes o concesiones.
Perpetua: marca renovable.

  • Según su posibilidad de reconocerlos contablemente:

Registrables contablemente
No registrables contablemente

Ahora ya conoces otra clasificación de los activos, esto te servirá para el Control de Activos Fijos, esperamos te sirva esta informacion.